Salanueva busca su quinta estrella

Escrito por Walter Anido. Publicado en MX Nacional

pentanueva

Estanislao Salanueva pasó en 2014 a la categoría MX3 B del Nacional. Desde entonces, en cada temporada que ha pasado, pudo terminar el año con el título en su poder. En 2018 busca uno más.

Así fueron pasando los años y el piloto de Necochea fue construyendo carrera tras carrera, cuatro títulos en fila y en este 2018 aspira al Pentacampeonato. No está nada lejos, más bien a sus puertas. La definición estará en Neuquén, pues precisamente una de las divisionales que aún no tienen al nuevo soberano es la MX3 B, aunque Salanueva está dispuesto a sellar el destino de su quinto campeonato consecutivo. Habrá 40 puntos en juego y solo puede ahogarle el festejo el entrerriano Javier Follonier, que está obligado a descontar una diferencia de 25 unidades. Difícil pero no imposible. Con esa distancia, “Estani” puede ser campeón con tan solo disputar una de las baterías. Mientras tanto goza de su racha triunfal en su casa de Necochea, preparando todo para la gran final que espera sea consagratoria. “En 2014 conseguí mi primer título Nacional, después de muchos años, ya de grande, logré una economía sustentable que me permitió entrenar y tener buenas motos, no pude hacerlo antes. Por eso pude lograr estos cuatro títulos que son el fruto de tener un orden que antes no tenía”, nos comenta. Claro que sueña con ese quinto campeonato en fila. “Sería algo muy reconfortante poder conseguirlo… Todos entrenamos y trabajamos con un objetivo, sumar una estrella más ojala se concrete… Uno nunca sabe cuándo puede ser el último, así que voy a Neuquén a buscar ese objetivo que me propuse cuando empezó la temporada”, agrega. Salanueva es un referente de un Nacional de Motocross que aprecia y destaca, “el Nacional está impecable… lo veo muy bien, y todo está mejorando, el nivel de los pilotos, los equipos, entonces eso lo convierte en algo muy competitivo… Creo que muchos de los pilotos que participan del Nacional van a otro país y pueden ganar o perder, pero no van a desentonar”, remarca. Volviendo a sus logros, Salanueva destaca que nada se consigue solo, “quiero agradecer a mi mecánico Gerardo Di Luca que es quien está atento a que no le falten nada a mis motos, a Agustín Di Capua que siempre me acompaña, a los chicos de Radikal que siempre me dan una mano… ellos tienen mucho que ver en todo esto que me está pasando”, dice. Párrafo aparte para Richard Cárdenas quien fue su médico en Rada Tilly cuando compitió lesionado para no perder chances, “a esa carrera pensaba no ir y aún lastimado competí y gané. Creo que ese fue un punto de inflexión en el campeonato”. La cuenta regresiva ya ha comenzado, y para Salanueva la cita neuquina no será una más, sino aquella que pueda darle la alegría y la envidiable concreción de un quinto título Nacional consecutivo. Cosas como estas no suceden a menudo.